El día que Xi Jinping fue «Mr. Shithole» gracias a la traducción automática

El idioma oficial de Birmania es el birmano, una lengua que también se utiliza en algunas regiones de países como Laos, Singapur, Malasia y Tailandia. Si bien esta lengua dista de ser una de las más habladas en nuestro planeta, fue recientemente foco de atención debido a un curioso incidente causado por algunas herramientas de traducción automática de Facebook.

Con ustedes, «Mr. Shithole«

El problema que se evidenció en los posteos de la red social de Marck Zuckerberg es que el nombre del líder chino, Xi Jingping, aparecía como «Mr. Shithole» cuando se realizaba una traducción del birmano al inglés. El error se descubrió recién en el segundo día de la visita del presidente del gigante asiático a su par birmana, Aung San Suu Kyi, para alegrarle el día a varios usuarios de la red social y arruinarle, sin dudas, la carrera a alguna persona dentro de Facebook.

El titular, tal vez, más llamativo apareció en uno de los medios de noticias locales de más renombre en el territorio birmano y rezaba: “Dinner honors president shithole”.

La explicación oficial de Facebook

Sin duda redactar una explicación para tamaño error no debe ser tarea fácil para nadie sin embargo fue menester que algún empleado del área de relaciones públicas de Facebook expresase en unas breves líneas que «habían arreglado un inconveniente técnico que provocaba una traducción incorrecta del birmano al inglés en Facebook. Tal situación no debió haber ocurrido y estamos trabajando para que no suceda nuevamente. Pedimos disculpas por las ofensas que esto pueda haber causado.»

Al parecer, la memoria de traducción que utiliza Facebook en idioma birmano no contiene el nombre de Xi Jinping y aventuró una traducción arriesgada. Al parecer otras palabras que comienzan con «xi» y «shi» en birmano también se tradujeron como «shithole«. Claramente algún traductor humano tiene enviar ya su CV al gigante estadounidense para ofrecer sus servicios y evitar este tipo de circunstancias a futuro. Vale aclarar que, al parecer, la herramienta de traducción automática de Google no presentó este mismo problema.